Análisis de Batman: Arkham VR. Ahora puedes ser el Caballero Oscuro

‘Batman: Arkham VR’ cumple ese sueño que los entusiastas más fanáticos del personaje creado por Bob Kane y Bill Finger llevan teniendo desde hace años: meterse en la piel del mismísimo Caballero Obscuro.

Desde el año dos mil nueve, Rocksteady nos ha estado haciendo gozar con las aventuras protagonizadas por Batman merced a su genial saga Arkham, mas todo lo veíamos de lejos, en la pantalla del televisión o bien del monitor. ‘Batman: Arkham VR’ lo cambia todo y nos mete de lleno en las azoteas, las calles y las alcantarillas de Gotham.

Estás en Gotham. Eres Batman

Me prosigue resultando complicado explicarle a alguien que no haya probado esta tecnología lo que se siente al jugar con un casco de realidad virtual, en este caso específico el PS VR. Todo se vuelve considerablemente más íntimo y personal.

Con Gotham, por poner un ejemplo, ya no tienes una representación de la urbe en una pantalla ubicada a unos metros delante de ti: estás dentro de ella, en sus calles. Desde las alturas, es suficiente con virar la cabeza a un lado y a otro para poder ver todos esos lugares que ya conoces merced a los precedentes Arkham. Están ahí, a tu alrededor. Tienen volumen. Prácticamente puedes sentir los olores, el frío y la humedad. Eso sí, debo aclarar que, si bien gráficamente luce maravillosamente, el casco no ofrece exactamente el mismo detalle y acabado que el televisión por motivos evidentes.

Rocksteady ha hecho un trabajo verdaderamente increíble. Y sí, la experiencia primordial de ‘Batman: Arkham VR’ dura poquísimo, vamos a quitarnos de encima este tema ya. En función de si deseas ir a saco o bien tomártelo todo de forma más pausada, la pequeña historia que nos cuenta ‘Batman: Arkham VR’ puede durarte entre sesenta y noventa minutos.

Una vez finalizada aparecerá Misterio y se va a abrir una segunda vuelta por la experiencia en la que vamos a deber localizar y solucionar los diferentes acertijos propuestos por dicho personaje, incrementando sensiblemente el número de horas que le puede uno dedicar. Por no charlar de todo cuanto se marcha desbloqueando en la batcueva: minijuegos, fichas de personajes, pistas de audio y más.

Cómo se juega a Batman: Arkham VR

‘Batman: Arkham VR’ está ideado para ser jugado de pie y empleando PS Move para conseguir el mayor realismo posible, mas se puede gozar sentado e inclusive con un DualShock sin inconvenientes. En el primer caso vamos a ver las manos de Batman contestando los movimientos que efectuemos con los mandos y vamos a poder interaccionar con los objetos y los ambientes de forma más natural. No obstante, la experiencia no está tan pulimentada para ofrecer un grado de precisión demasiado alto y en ocasiones las manos pueden hacer extraños.

Además de esto, la zona segura tanto para el casco para los mandos tiene unos límites, sobre todo en vertical, que pueden hacer desaparecer las manos como por arte de birlibirloque. No es algo demasiado esencial, pues realmente los movimientos que tendremos que realizar se efectúan a una altura segura, mas está ahí.

Por otra parte, si empleamos el pad para jugar, va a bastar con dirigir nuestra mirada cara el objeto con el que deseemos interaccionar a fin de que se ilumine. Pulsando un botón, y utilizando los sticks, haremos todo género de acciones: utilizar palancas, abrir puertas, coger y desplazar objetos, etcétera Resulta todo sencillísimo y, de nuevo, el hecho de estar en el juego lo hace todo muy increíble.

La batcueva, por servirnos de un ejemplo, le quita a uno el aliento cuando baja a ella por vez primera. Recuerdo haber estado un rato sin hacer nada que hiciese avanzar la historia, sencillamente contemplando la paredes rocosas o bien el agua caer, jugueteando con ciertos cacharros y máquinas, o bien echándole una ojeada a los automóviles libres (solo 2 al comienzo, entonces se pueden desbloquear más).

Alfred me insistía una y otra vez en la misión que debía hacer, mas lo que deseaba era que me dejase en paz un rato: la batcueva tiene múltiples zonas y mi pretensión era examinarlas todas y cada una con tranquilidad… y desvariando a cada paso.

El viaje no existe gráficamente, no hay secuencias que incluyan movimientos a alta velocidad. No hay mareos

Llegados aquí creo que debo contaros de qué manera se desplaza Batman en este juego, en tanto que realmente no anda. O bien, mejor dicho, no vamos a probar la sensación de caminar estando en la piel del Caballero Obscuro, siendo . Tampoco veremos en pantalla de qué manera cruza la batcueva de una zona a otra con el gancho ni de qué forma va de la batcueva hasta las calles de Gotham en alguno de sus automóviles. Y ahora os explico por qué razón esto es de este modo y por qué razón, si bien le resta realismo, me semeja una buena resolución.

Los mareos son la razón primordial. O bien más bien, el intento de Rocksteady para evitarlos por completo. Si algo me ha quedado claro a lo largo de los días que llevo probando el PS VR en casa con todo género de juegos es que es muy simple marearse cuando el movimiento en pantalla es veloz, especialmente si nos movemos cara algún lugar mirando cara otro lado. Es una cosa que por el momento no está solucionado, con lo que los estudios deben recurrir a otros recursos si desean sortear estas situaciones.

Lo que ha hecho Rocksteady es tan fácil como poco realista mas muy efectivo, en tanto que es imposible marearse jugando a ‘Batman: Arkham VR’. Si utilizamos el gancho para movernos por las diferentes zonas de la batcueva o bien al concluir una misión, no vamos a ver el instante en el que se genera el movimiento. Lanzamos el gancho y, cuando está sujeto en el punto de anclaje, la pantalla se torna negra y solo escuchamos lo que sucede.

Lo mismo sucede cuando viajamos en el batmóvil, por servirnos de un ejemplo. Pantalla en negro y escuchamos el motor y todo lo demás. El viaje no existe gráficamente, no hay secuencias que incluyan movimientos a alta velocidad. No hay mareos.

Cuando Batman va a pie (cuando vamos a pie, por el hecho de que ahora somos Batman y no un avatar en tercera persona) la cosa cambia un tanto. Desde el punto donde estemos ubicados vamos a poder movernos a otros puntos próximos adecuadamente señalados con solo pulsar un botón. No vamos a ver el desplazamiento tampoco, mas el cambio de localización es casi inmediato. Y siempre y en todo momento vamos a poder mirar alrededor en 360º, si bien para no rompernos el cuello tenemos la opción de virar 180º con un botón y ver de forma directa qué tenemos detrás.

Así, vamos a poder observar una misma situación desde diferentes puntos y ángulos, algo esencial sobre todo en la primera misión. En ella vamos a deber descubrir qué le ha sucedido a Nightwing usando nuestros juguetes de detective: el escáner, la posibilidad de hacer avanzar o bien recular una secuencia de acontecimientos, etcétera La verdad es que jamás había sido tan increíble y gratificante realizar este género de misiones que asimismo hemos visto en precedentes Arkham.

Impresiona mucho asimismo tener a personajes como Robin o bien El Joker tan cerca. Ya no son únicamente representaciones en una pantalla ubicada a ciertos metros de ti, ahora los tienes delante y son tan altos como .

La opinión de VidaExtra

‘Batman: Arkham VR’ es una pequeña muestra de de qué manera se puede aprovechar la Realidad Virtual para crear experiencias diferentes singularmente desarrolladas para ser gozadas con un esta tecnología y no ha de ser entendido como un juego completo. Mas esto, con una historia y una buena elección de situaciones, podría llegar a transformarse en un juego capaz de ofrecer algo diferente. Cruzo los dedos a fin de que Rocksteady se lance con un título completo que ofrezca esta clase de mecánicas.

La RV, tal como lo veo ahora, es ideal para coger universos nuevos o bien ya existentes y ofrecer juegos que nos los muestren desde otros ángulos. Cuando probé la demo de ‘Portal’ para el HTC Vive hace algo más de un año lo vi claro: un ‘Portal’ como lo conocemos no tendría mucho sentido en Realidad Virtual, mas sí un juego que me pudiese meter en la piel de otro personaje de ese cosmos, quizás un ingeniero de Aperture Science, y desde ahí montar un relato con sus reglas y mecánicas. Sería como ver todo ese planeta desde otra perspectiva plenamente diferente.

Con ‘Batman: Arkham VR’ me ha pasado precisamente lo mismo. Me ha semejado una propuesta ideal para explotar la parte más detectivesca de la saga, para hacer un juego de desarrollo más pausado -no exento de instantes tensos, que los hay- que pueda ofrecernos otro ángulo del cosmos que desde el año dos mil nueve ha ido edificando Rocksteady.

Batman: Arkham VR

Plataformas
PS4 con PSVR

Multijugador
No

Desarrollador
Rocksteady

Compañía
Warner Bros. Interactive

Lanzamiento
trece de octubre de dos mil dieciseis

Costo
diecinueve con noventa y nueve euros

Lo mejor

Eres Batman
Estar DENTRO de Gotham
Las mecánicas de juego adaptadas a la RV

Lo peor

Que dure tan poco al no ser un juego completo
Que el Move haga cosas extrañas en ocasiones

Asimismo te invitamos a

Batman: Arkham VR tiene una duración de 1 hora y va a ser exclusivo de PS VR hasta abril de dos mil diecisiete

Rocksteady describe la experiencia de Batman: Arkham VR en un nuevo tráiler

Por qué razón le ha dado al mundo entero por decir que en dos mil cuarenta y cinco el hombre va a ser inmortal

– La nueva

Análisis de Batman: Arkham VR. Ahora puedes ser el Caballero Obscuro

fue publicada originalmente en

Vidaextra